Ago 162012
 

El afamado director, actor y dramaturgo Pepe Cibrian Campoy, con su espectáculo “Marica”, es la figura central del VIII Festival Internacional de la Integración y el Reconocimiento 2012, de acuerdo al atractivo programa previsto para hoy (jueves 16) que incluye además las obras “Ñaque o de piojos y actores” de Uruguay y “Que gane la mejor” de Formosa.

Teniendo en cuenta que el acceso es libre y gratuito, nuevamente se dispuso que en el Teatro de la Ciudad, se entreguen, de 12.30 a 16, dos entradas por persona para los espectáculos de la fecha, a los fines de garantizar el ingreso ordenado del público.

Cabe destacar además que la organización de este megaevento cultural está a cargo del Gobierno de la Provincia de Formosa, a través de la Subsecretaría de Cultura del Ministerio de Cultura y Educación, en co-gestión con el Instituto Nacional del Teatro y el Centro de Experimentación Artística Utopía 2000, con el apoyo de la Universidad Nacional de Formosa y la Municipalidad de la Ciudad de Formosa.

En ediciones anteriores, este festival contó con las presencias estelares de Norma Aleandro, Luisa Kuliok, Lito Cruz, Claribel Medina, Juan Palomino y Raúl Rizzo. Ahora es el turno de Pepe Cibrian Campoy, quien subirá a escena, a las 21.30, en el Cine-Teatro “Italia”, con su unipersonal “Marica”, centrado en la vida y muerte de Federico García Lorca, uno de los más grandes dramaturgos de la lengua española.

A nivel argumental, la pieza no sólo habla sobre la supuesta relación de Federico García Lorca y su asesino en las horas previas a su muerte, creada por la imaginación de Pepe Cibrián Campoy, sino que habla de la “muerte” de todo aquel que a través de un pensamiento diferente mereció y merece ser castigado.

Al referirse a este transgresor espectáculo que lo hizo pisar nuevamente un escenario, Cibrian Campoy explica que “Marica” implica no sólo la condición de Federico García Lorca por lo cual fue asesinado sino del alma, la creatividad, el arte, la grandeza de todos aquellos que a través de sus obras y aún a costa de su propia vida modificaron la historia del hombre”, destacando que “Marica” es una defensa para todo aquel que sea diferente”.

La cartelera de la fecha

Si bien las actividades comenzaron el domingo pasado, el acto inaugural del Festival se concretará, a las 17.30, en el Teatro de la Ciudad, con la presencia del director general del Instituto Nacional del Teatro, Guillermo Parodi y del secretario general del Consejo de Dirección del mencionado organismo, Marcelo Padelin, además de autoridades provinciales y municipales.

Culminada dicha ceremonia, subirá a escena “Ñaque o de piojos y actores”, una obra de formato clásico, pero en esencia afectiva, real, minimalista y actual. La historia escrita por José Sanchis Sinisterra, se centra en Ríos y Solano, actores de los caminos polvorientos, maltratados por los piojos y el hambre, reflexionando la condición de ser actor. El montaje de la pieza pertenece a “CN Producciones -Teatro Sobre Ruedas”, un elenco uruguayo con dos décadas de trayectoria, que lleva presentados más de veinte espectáculos, además de numerosas giras nacionales e internacionales.

En el Galpón “C” del Paseo Costanero, a las 20, se presentará la obra “Que gane la mejor”, que representó a la provincia de Formosa en la última Fiesta Nacional del Teatro, realizada recientemente en la ciudad de la Rioja. La puesta perteneciente al grupo formoseño Arte-Facto cuenta con la magistral dirección de Isaac Rojas y la notable actuación de María Andrea Pereyra, Lucila Duré, Noelia Toloza y Sebastián Toloza. Cabe destacar además que la primera de las protagonistas fue distinguida como mejor actriz durante la última Fiesta Provincial del Teatro, mientras que la segunda recibió una mención como revelación por el jurado conformado por Patricia Rodríguez, Daniel Sasovsky y Mirna Capetinich. Por otra parte, el elenco se completa con Gonzalo Torales (técnico), Aurelia Gómez Torres (Vestuario) y Lucas Ramírez (Maquillaje).

La obra cuenta la historia de cuatro mujeres que, durante toda la vida, construyen sus vínculos, cumpliendo los mandatos familiares, en el medio de un mundo competitivo que las obliga a ser sumisas o en todo caso a la rebelión. Para ellas no queda otra alternativa que claudicar o sobrevivir, liberarse o someterse, amar u odiar. Sus vidas depende de cada elección, determinando la “supervivencia” de la “más apta” a los ojos de la actual cultura posmoderna.

  • RSS
  • Facebook
  • Twitter
  • YouTube