Sep 032012
 

El Ombudsman Provincial pidió mayor dialogo, responsabilidad en cada uno de los actores involucrados y recrear los espacios de diálogo necesarios para resolver este y cualquier otro conflicto que se plantee.

En la sede de la Defensoría del Pueblo de la Provincia se llevo adelante una nueva reunión relacionada con los empleados municipales de la localidad de Misión San Francisco de Laishi, a solicitud de los citados.

En este caso, el Ombudsman Provincial, se reunió con los ciudadanos Manuel Bogado, representante del SITRAM de Misión Laishi, y con Jorge Castaño que se encuentra, como otros empleados municipales, con acciones judiciales contra el Ejecutivo Municipal, pendientes de resolución.

En la extensa jornada, el delegado de los empleados municipales, comunico e hizo saber al Defensor del Pueblo, que “si bien existe una pesadumbre y cansancio por el tiempo que lleva este conflicto en las familias e integrantes de los empleados del municipio, se harán todos los esfuerzos necesarios para esperar que el Superior Tribunal de Justicia se expida sobre las medidas interpuestas”, al tiempo de pedir al Ombudsman Provincial que “más allá del resultado de las mismas, se materialice y concrete posteriormente en el menor tiempo posible una reunión entre el titular del Ejecutivo Municipal, José Lezcano, los concejales de Laishi, representantes y delegados del SITRAM, como así también alguna otra autoridad del gobierno que permitan encauzar definitivamente esta situación, en miras a preservar el bien común de toda la comunidad”.

También se dejo aclarado que “dentro del grupo de personas con inconvenientes en sus relaciones laborales se encuentran unos aproximadamente cuarenta originarios que demandan una solución al igual que todos”.

El Defensor José Leonardo Gialluca, le expreso a las partes que se debía, en todos los casos, respetar las instituciones y canalizar siempre todos los reclamos en forma pacífica, pues de esta manera a través del dialogo y la voluntad de todas las partes involucradas, unas con mayores y otras con menores responsabilidades, se hacía necesario que impere una justa composición de los intereses de las “actualmente” denominadas “contrapartes”, para alcanzar una resolución a este conflicto, de manera tal que el objetivo sea el de preservar la paz social en la comunidad y no permitir que se fragmenten u obstaculicen las relaciones necesarias que permitirán que cada uno cumpla con sus funciones en el futuro, y toda la comunidad organizada de Misión Laishi pueda salir adelante con su esfuerzo y trabajo cotidiano.

  • RSS
  • Facebook
  • Twitter
  • YouTube