Sep 282012
 

Una delegación de técnicos del Instituto PAIPPA estuvo capacitando a un importante número de pequeños productores de la jurisdicción de Pirane acerca del cultivo de la mandioca, estrategia enmarcada en un plan que pretende eficientizar este segmento productivo.

La jornada se desarrollo en la chacra del señor Demetrio Torres, de la colonia Monte Quemado, jurisdicción de Pirané, donde se realizó este que fue el primer módulo de capacitación enmarcado en el proyecto “Mandioca todo el año”.

El ingeniero Daniel Coenes desarrolló el tema de la correcta preparación de los suelos para asegurar la conservación de humedad y nutrientes, recomendándose la siembra en camellones que facilitarán el agregado de abonos químicos como orgánicos, además de un mejor aprovechamiento de sistemas de riego, lo que dará como resultado mayores rindes a la cosecha.

La rotación del cultivo en el tiempo es otra de las tareas que le fueron sugeridas a los productores ya que la planificación en la superficie de siembra asegurará cosechar mandioca todo el año evitando la concentración de la producción que depreciaría el precio de venta del producto.-
Los métodos de almacenamiento de las ramas fue otra de las cuestiones tratadas, fundamentalmente para conservar los nutrientes y el poder de brote.  La práctica recomendada es armar fardos de entre 30 a 50 ramas para guardarlas paradas, para, lo que previamente, se deben hacer aberturas en el suelo para mantenerlas enterradas hasta su siembra.

La asociación con otros cultivos para recuperar los nutrientes del suelo (abonos verdes como melilotus ó poroto), fue también motivo de análisis de la capacitación.

Por su parte, el doctor Julio Sanchez Valtier, responsable del area Producción Animal del Instituto, detalló la importancia que tiene la mandioca como forraje, ya que del cultivo se puede hacer un uso integral para ganado bovino, porcino y aves.

La recomendación hecha por Sanchez Valtier, es destinar un sector del lote a la siembra para  este efecto ya que la planta en su totalidad servirá como forraje fresco, fresco y picado, ensilado ó secado, resaltando que en un cultivo normal se obtienen de 10 a 15 toneladas de follaje que se descompone y se incorpora al suelo, cuando puede utilizarse como alimento, el cual incorporaría de 20 a 28 % de proteínas, incrementando el rendimiento en carne.  Dejó aclarado que ante el porcentaje de toxicidad (ácido cianídrico) de la mandioca, se debe proceder a un período de acostumbramiento en la alimentación.

Por último, el licenciado Juan Manuel Martínez del area Comercialización, explicaba las ventajas económicas que se obtendrían poniendo en práctica los conocimientos transmitidos por los técnicos, además  que el área de referencia es la que se encargaría de canalizar la producción hacia los mercados correspondientes.

En esta jornada se encontraban presentes alumnos de la Escuela Agrotécnica N° 8 de Loma Senés, el director de Programación del Instituto, Carlos Sotelo y la coordinadora zonal del PAIPPA, Graciela Amarilla, quien agradeció la colaboración brindada por el presidente del Con cejo Deliberante del municipio, profesor Mario Palacios.-

  • RSS
  • Facebook
  • Twitter
  • YouTube